domingo, 3 de julio de 2016

ENSUEÑO

El  génesis se pierde en el misterio del viento
se ahogan los destellos entre la paz y el miedo,
los luceros rezan  al atardecer un credo
y arden  con el fuego de tu caminar tan lento.

No veo mas la tierra, después del horizonte
en verdad que aquí se consumió todo resuello
algo inverosímil que me encrespa todo vello,
oyendo al mar en la cima de este extraño monte.

Perdona, pero aquí me siento insignificante
mis lágrimas dicen que no quiero despedirme,
arropada por las olas, quisiera hoy dormirme,
protegida en la tranquilidad del bello instante.

No quiero que te vayas, espérame un momento
deja que contemple una vez mas tu llamarada,
quizás ésta sea, nuestra postrera mirada.
¡Atenúa con tu resplandor, mi sufrimiento!




lunes, 4 de abril de 2016

OBSEQUIO (Feliz Cumpleaños)

¿Qué te puedo obsequiar en este día?
una bella azucena, una alabanza,
cúmulos  de ternura  y de esperanza
que adornen tu sendero, vida mía

Saturas mi  existencia de  alegría,
el día  de furor  cual bella danza,
la noche la conviertes en templanza,
mis sueños en deliciosa ambrosía.

Si a tu lado la vida es un festejo,
me llevas hasta el cielo con tu rima
con tu voz me transportas a la cima.

Entonces, ¿Qué podría regalarte?
Sólamente te envío este poema,
que sea en tu onomástico, diadema.

martes, 9 de febrero de 2016

OSTRACISMO

Ostracismo total, pero mi mente
atrae por instantes los momentos.
Uno, dos, tres, quizás sean doscientos,
no puedo recordarlo exactamente.

A veces vuelvo atrás y solamente
implacables y absurdos pensamientos,
giran  a lo interno,  remordimientos
me azotan sin cesar  muy  vagamente.

Eras mi sueño y la loca  inspiración,
de la tarde triste  esa llama  ardiente
y en mi  zona montañosa, el torrente.

Me has olvidado, no oyes el lamento,
 ha  exiliado mi alma  tu indiferencia,
ostracismo fatal es mi existencia.




jueves, 16 de octubre de 2014

AGUACERO


Sentada en el  extremo de la sima,
lejos  de la tormenta y el hastío,
hay luz en mi interior, un fuerte brío,
silenciando el dolor que me lastima.

Puedo sentir lo bello de este clima
latir el corazon del  casto río,
que va exhibiendo todo el señorío,
deja  paz mientras al mar se aproxima.

Vuelo  aquí  para ver  si al fin resuena,
tu cantar  al  final  del laberinto
y  el  mañana  por fin sea distinto.

Si tu voz  me libera de la pena,
más  murió  tu verso puro y sincero,
y el  amor se convirtió en  aguacero.

lunes, 23 de junio de 2014

TRASTORNO

Sé que  perdiste la llave,
entre  el  polvo  del   camino,
que te quedas en mi puerta, 
humillado, soportando el frío.
Que hay rachas  de  hastío
que  entumecen  tus  huesos,
afeitan y calan  tus sesos,
armazones de mi  olvido. 


Te divorciaste del valor,
te  ahoga  el horror del momento,
las garras  de mi euforia,
aruñan  tu  entendimiento.
Como si la borrasca  borrara
el mundo mágico de tus sueños,
y al valle de la muerte enviara,
tu falso  arrepentimiento.

Sé que perdiste la llave
que hay fango en tu recorrido,
no quieres dar marcha atrás,
prefieres morirte de frío.

Yo te arrinconaré  allí,
en el asilo del silencio,
entre vetustos  blancos
manchas y arrugas del tiempo,
con el último suspiro de arrojo
que atesoraba, aquí dentro. 

viernes, 27 de diciembre de 2013

COMO SERA

Cómo será morar en un cementerio, inerte
buscando tener paz y tropezarse con el ruido
gritos de consortes, llantos penosos por la muerte
y nunca descansar de la angustia y el quejido.

En la calle, las voces de los que se dicen vivos
que caminan según ellos a la tierra prometida
con los pies hartos de angustia y sin motivos
verlos aferrarse con dientes y uñas a la vida.

Cristales que se rompen sin que nadie los proteja
cuando corren la puerta hacia la luz perdida
para observar la hoguera de la chimenea vieja
que extingue su llama, porque está herida.

Ver extraviarse entre las lánguidas fosas
la esperanza febril por encontrar sosiego
descubrir escándalo y sonrisas tenebrosas
y una patética lucha entre lo natural y el ego.

Despedazar las vigorosas alas del bullicio
dormir tranquilo entre los ignorados muertos
desramar la mente y dilapidar el juicio
y no poder soñar porque se está despierto.

Como será el beso de la tempestad más fría
que asesina sin piedad, el brillo del canoso espejo
ó el abrazo artero de la oscuridad umbría,
que murmura “muere”, porque estás ya viejo.

miércoles, 4 de diciembre de 2013

SUEÑOS NUEVOS

En aquel barrio taciturno y solitario
con pasadizos que parecen no tener salida
en una de esas calles empedradas a la antigua
adornadas con hermosas madreselvas milenarias.

Hay dos árboles guardianes que cuidan el camino
llevan el balance de cada uno de los pasos
silentes compañeros de maravillosos ratos
y fieles cómplices de los amargos desatinos.

Podrían recordar que cargando una mochila
con utopías, esperanzas e ilusiones dentro
vacía de pesares, angustias y tormentos
jugando con sus trenzas, pasaba una chiquilla.

Que debajo de sus ramas volaron mariposas
moviéndose como fetos en aquel novato vientre
y sus sombras abrazaron el fascinante ambiente
del inmortal beso de sus dos chispeantes bocas.

Sus raíces encastradas al sempiterno olvido
testigos afásicos de la transformación del tiempo
manuscritos de mil vidas en esos troncos viejos
de anhelos locos que hoy, parecen muertos.

Y en esa callejuela que se duerme solitaria y taciturna
Al amparo de las sombras de los dos verdes colosos
Yo planté sueños eternos en los cráteres de tus lunas
Mientras jugaba con los rizos de nuestro amor ignoto.

Seguidores

Visitantes recientes